Consejos de nutrición para consumir frutas de forma correcta
03/02/2020

Consejos de nutrición para consumir frutas de forma correcta

Alimentación, nutrición y herbodietética

Así como hay grandes controversias a la hora de diseñar cualquier tipo de dieta, siempre y cuando no existan factores patológicos como alergias o intolerancias, todos, vegetarianos, veganos o cualquier seguidor de cualquier otro tipo de dietas, estamos de acuerdo en considerar las frutas como uno de los grupos de alimentos más sanos que podemos ingerir.

Sin embargo, dentro de una alimentación sana y equilibrada, no podemos confiar nuestra alimentación exclusivamente a este grupo de productos. Es más, algo que puede ser muy beneficioso, puede llegar a ser perjudicial si no lo hacemos correctamente.

 

¿Qué es la fruta?

Antes de dar algunos consejos sobre cómo deberíamos consumir la fruta, vamos a ver algunas consideraciones al respecto.

La fruta es el fruto comestible de algunas plantas y árboles ya sean silvestres o cultivados. Aunque la gran mayoría de las frutas admiten algún tipo de cocción, lo recomendable es consumirlas crudas ya que conservan todas sus vitaminas, cosa que con el cocinado, muchas de ellas se pierden.

En general, es un producto totalmente recomendable porque son una gran fuente de vitaminas, minerales, fibra, proteínas y glúcidos, elementos todos ellos muy necesarios para nuestro organismo. También nos aportan gran cantidad de agua, lo que evita en cierta manera la deshidratación.

Las frutas las podemos dividir en cuatro grupos:

  • Dulces. Hablaríamos del melón, plátano, papaya, uva, etc. Son muy ricas en vitaminas A y C así como B15 y B15.

 

  • Ácidas. Se incluyen la piña, naranja, mandarina, algún tipo de manzana, etc. Son ideales para bajar el nivel de triglicéridos.

 

  • Semi-ácidas. Como el mango o la fresa. Son muy ricas en proteínas.

 

  • Neutras. Aguacate, cacahuete y los frutos secos en general.  Son muy ricas en proteínas, vitaminas, minerales y oligoelementos.

 

Consejos de nutrición sobre el consumo de la fruta.

Para conseguir el mayor beneficio del consumo de la fruta, debemos seguir algunas pautas ya que si no lo hacemos correctamente podemos tener acidez, molestias estomacales, diarreas e incluso dolores de cabeza como por ejemplo si mezclamos en una misma ingesta frutas ácidas y frutas dulces. Vamos a ver algunos consejos.

  • Es aconsejable consumir un mínimo de tres frutas al día y un máximo de 5. Recordemos que la fruta contiene gran cantidad de azúcares naturales, por lo que debemos mantener un límite de consumo para no ingerir más del necesario.

 

  • Evitar en lo posible consumir la fruta en forma de zumo ya que de esta manera desperdiciamos gran parte de la pulpa, es decir de la fibra, y concentramos la cantidad de azúcar. Es preferible comer una naranja a gajos que beberse un zumo que contendrá, seguramente, no menos de tres unidades.

 

  • Muchos de nosotros tenemos la costumbre de pelar frutas cuya piel es factible de ser consumida. Esta no es una buena práctica. La piel de las frutas contienen gran cantidad de vitaminas, por lo que debemos tener la precaución de lavarlas correctamente y consumirlas junto con la pulpa.

 

  • Si nuestro quehacer nos lo permite, lo ideal sería consumir la fruta recién cortada, ya que aunque no pierden propiedades, sí que su aspecto y textura se modifica con la oxidación por lo que no resultará agradable su consumo.

 

  • Actualmente, podemos encontrar cualquier fruta en cualquier época del año, pero lo ideal sería consumir la fruta de temporada de manera que al estar en su punto óptimo de maduración, aprovecharemos todas sus propiedades.

 

  • Tradicionalmente se ha consumido la fruta después de la comida, como postre. Existe controversia a este respecto ya que hay quien afirma que comer la fruta después de una copiosa comida puede provocar ciertas molestias como flatulencias o acidez, por el contrario, si la consumimos antes de las comidas, gracias a su alto contenido en fibra, nos proporcionará una sensación de saciedad que hará que comamos menos cantidad de comida, por lo que resulta un gran beneficio a la hora de perder peso.

 

  • Lo ideal sería consumir la fruta entre horas y sin acompañarla de ningún otro alimento. Nos dará sensación de saciedad y no estaremos ingiriendo una importante cantidad de calorías, mientras nos proporcionará vitaminas, proteínas y mantendrá activo nuestro metabolismo.

 

  • Es preferible consumir la fruta como desayuno a primero hora de la mañana y a media mañana para aprovechar la energía que nos proporcionarán sus azúcares, la fructosa, por el contrario, este efecto es contraproducente si se consume por la noche ya que el exceso de estos azúcares que no consumamos, nuestro hígado los transformará en triglicéridos.

 

Sea como fuere, el consumo de varias piezas de fruta al día contribuirá en gran manera al correcto funcionamiento de nuestro organismo y a prevenir algunas enfermedades de tipo cardiovascular y nos proporcionará defensas gracias a sus propiedades antioxidantes que mantendrán saludables nuestras células.

Desterremos la idea de ingerir las frutas exclusivamente en zumos y licuados ya que desperdiciamos gran parte de sus bondades. Seguro que encontraremos en la variedad la satisfacción que necesitamos.

Comparte en:

Técnico Superior en Restauración. Experto en producto y en producción de cocina transportada. Apasionado por la cocina en todas sus variantes de elaboración y de gestión.

alimentos funcionales
25/06/2020

¿Qué es la alimentación funcional?

Los alimentos funcionales pueden ejercer un efecto equilibrador y contribuir a mejorar la salud de las personas, pero... ¿Son imprescindibles en nuestra alimentación?

Hidratarse correctamente en deporte
18/06/2020

¿Cómo hidratarse correctamente al hacer deporte?

Recuperar la energía e hidratación después de cada sesión de entrenamiento es importante para lograr un estado óptimo de salud. Vamos a analizar la hidratación deportiva.

dieta coronavirus
21/05/2020

12 consejos para bajar de peso después del confinamiento

En estos días es normal haber sufrido de hambre emocional, a continuación encontrarás consejos que te pueden ayudar a bajar de peso después del confinamiento.

Comentarios

No hay comentarios.

Añadir nuevo comentario