Alzheimer: cosas que hay que saber
12/12/2018

Alzheimer: cosas que hay que saber

Blog de Salud, Terapias Naturales y Bienestar

La enfermedad de Alzheimer es un tipo de demencia senil (se llaman así las demencias que aparecen debido a la edad). Hay muchos tipos de demencia seniles y no seniles, pero quizás la más conocida y la más importante sea el Alzheimer. Pero ¿conocemos bien los puntos más importantes de esta enfermedad? Vamos a verlos a continuación en este artículo.

 

En qué consiste la enfermedad de Alzheimer

Tal como hemos dicho, el Alzheimer es un tipo de demencia, en concreto es un tipo de demencia senil, que describió un médico alemán (que era psiquiatra y neurólogo) llamado Alois Alzheimer y la describió en el año 1906. De ahí que se le diera su nombre a dicha enfermedad.

Es una enfermedad neurodegenerativa (consistente en que las neuronas del cerebro van degenerando) y de la cual no se sabe aún la causa, es decir no se conoce el porqué de esta degeneración. 

La enfermedad empieza con síntomas como pérdida de memoriaproblemas con el lenguaje y alteraciones a la hora de orientarse en el tiempo y en el espacio, síntomas que van avanzando con el paso del tiempo.

 

A qué edad empieza el Alzheimer y cómo evoluciona

Tradicionalmente, los casos de Alzheimer se diagnosticaban a partir de los 75 años, pero cada vez es más frecuente encontrar casos a una edad más temprana, con lo cual, se ha dividido la enfermedad en dos grandes grupos:

- El Alzheimer de aparición tardía 

- El Alzheimer de aparición precoz

Una vez diagnosticada la enfermedad, la persona vivirá entre 2 y 20 años, con una media de unos 10 o 12 años de supervivencia y pasará por 4 fases (leve,  moderada y grave). Aunque es cierto que no existe una evolución de la enfermedad igual para todos los enfermos, sino que variará en función múltiples factores como son la edad, el estado de salud o las enfermedades previas que pudiera padecer, entre otros.

 

¿La enfermedad de Alzheimer es hereditaria?

Se considera que solo un 1% de los casos de Alzheimer son de tipo hereditario. Además en estos casos hereditarios los síntomas se producen a una edad muy temprana, entre los 30 y los 40 años.

Pero no debemos confundir lo genético con lo hereditario, y el Alzheimer sí es genético. Es decir, sí que hay unos genes de riesgo en el ADN de algunas personas que hacen que estos genes de riesgo junto con algunos factores ambientales (como el estilo de vida o algunos tóxicos), puedan llegar a desarrollar la enfermedad a lo largo de los años.

 

Alzheimer y agresividad

No todos los pacientes con demencia presentan agresividad, aunque sí que es verdad que es un síntoma bastante frecuente entre estos pacientes. La aparición de agresividad o no vendrá dada por factores como el carácter previo del paciente (pacientes que tenían un carácter fuerte y dominante son los que presentan más agresividad), por la comprensión y relación previa con la familia (el hecho de que los familiares intenten hacerle razonar cosas que no puede entender puede hacer aparecer agresividad en el enfermo de Alzheimer) y también por la aparición de un cuadro de delirios o alucinaciones que a veces se manifiesta junto con la enfermedad, que provocará una situación de angustia importante en el paciente que puede degenerar también  en agresividad.

 

¿Se puede retrasar o mejorar la pérdida de memoria en enfermos de Alzheimer?

La pérdida de memoria se puede mejorar, pero sobretodo se puede enlentecer su degeneración en fases leves o moderadas de la enfermedad, apuntando al enfermo a programas de estimulación cognitiva (cerebral) así como con un tratamiento farmacológico.

También son útiles para mejorar las capacidades cerebrales recursos como los crucigramas, los sudokus, las sopas de letras, etc.

 

¿Hasta cuándo puede vivir sola una persona que padece Alzheimer?

Aunque la respuesta a esta pregunta es difícil ya que dependerá de cada caso en particular, sí que es cierto que tenemos una serie de preguntas que al planteárnoslas pueden ayudarnos a saber cuándo el enfermo necesitará de alguien que esté con él y le cuide. Debemos fijarnos en las siguientes situaciones:

Si sigue aseándose y cuidando de su aspecto personal

Si come adecuadamente (en cuanto a tipo de comida, horarios, etc.)

Si toma adecuadamente su medicación (medicamentos, dosis, horarios…)

- Si mantiene la casa arreglada o por el contrario la va descuidando cada vez más

Si apaga los aparatos “peligrosos”: la estufa, el gas, etc.

- Si se sigue mostrando sensato en sus decisiones y razonamientos o si por el contrario empieza a actuar de forma infundada y recelosa con los demás.

 

Y tú ¿tienes alguna experiencia con la enfermedad del Alzheimer? ¿Has tenido algún familiar, amigo o conocido que la sufriera? ¿O a lo mejor has trabajado cuidando a domicilio o en alguna residencia a algún paciente con este tipo de demencia?

 

Curso relacionado: Curso de Geriatría y Gerontología 

Comparte en:

Diplomada en Enfermería en la Escuela Universitaria de Enfermería de Girona y en Empresariales por la Universitat Oberta de Catalunya, con un máster en Logopedia por la Universidad de Barcelona. Ha realizado diversos cursos de especialización, tanto en el área de enfermería como de empresariales. Dispone de amplia experiencia como enfermera en diferentes servicios médicos. Actualmente, es gerente y co-propietaria de una empresa, tarea que compagina con la docencia.

Efectos secundarios de la reflexología podal
31/12/2018
Montserrat Capdevila

Efectos secundarios de la reflexología podal

Aunque el título del post sea efectos secundarios de la reflexología podal, los efectos que vamos a describir aquí pueden extenderse también a toda la reflexología.

Cosmética natural: cuatro beneficios del plancton para tu piel
19/12/2018
Giuliana Carranza

Cosmética natural: cuatro beneficios del plancton para tu piel

Para productos de cosmética, la composición de estos microorganismos marinos incluyen una amplia variedad de ingredientes de diferentes fuentes, siendo muy apreciados.

Contradicciones de la reflexología podal
03/12/2018
Montserrat Capdevila

Contradicciones de la reflexología podal

Veamos en este post cuáles son las contraindicaciones de esta terapia o las circunstancias con las que deberíamos tener una precaución especial y qué consejos seguir.

Comentarios

No hay comentarios.

Añadir nuevo comentario