Cómo conocer mejor a nuestros mayores
07/03/2019

Cómo conocer mejor a nuestros mayores

Gestión Sanitaria

Para poder cuidar a las personas mayores de nuestro entorno, tanto si son familiares como si los cuidamos a nivel profesional, es básico conocer las principales características de la vejez. Si bien es cierto que cada persona es diferente, no solo en la vejez sino en cualquier etapa de la vida, también es verdad que hay unas características generales que es necesario conocer si queremos entender esta fase de la vida y ser mejores cuidadores de nuestros mayores.

Antes que nada, debemos aclarar que actualmente se tiende más a hablar de adultos mayores en detrimento del término vejez. Esta etapa empieza a los 65 años y se puede diferenciar entre una primera etapa que iría de los 65 a los 79 años y otra que correspondería de los 80 años en adelante. Y dicho esto, pasemos pues a ver los cambios que se producen en esta época de la vida para poder pues, conocer mejor a nuestros mayores:

Geriatría: Cambios físicos

Quizás los cambios más espectaculares de esta etapa se den a nivel físico: las células se regeneran mucho más lentamente, y esto hace por ejemplo que la piel se vuelva más arrugada y seca. Es por esta razón que es muy importante insistir en la hidratación (tanto a nivel oral como tópico a través de cremas). También es importante tener en cuenta la disminución de la densidad de los huesos (lo que conllevará mucho mayor riesgo de fracturas) y una disminución también de la masa muscular.

Todos sabemos además que los sentidos también envejecen: la vista y el oído suelen disminuir considerablemente, pero a veces no nos damos cuenta que también se deterioran el sentido del gusto y del olfato. Si tenemos esto en mente, entenderemos mejor por qué hay mayores que ya no disfrutan tanto de la comida como cuando eran jóvenes.
A nivel sexual es necesario tener en cuenta que aunque el deseo sexual no desaparece, sí que es cierto que la actividad sexual disminuye debido a los cambios que producen la disminución de las hormonas sexuales en esta etapa.

Geriatría: Cambios cognitivos

A partir de los 65 años, y como parte del proceso de envejecimiento, también se deteriora el sistema nervioso y las conexiones entre las neuronas. Pero a través del ejercicio físico podemos aumentar el riego sanguíneo a todas las partes de nuestro cuerpo y por lo tanto, también al cerebro, y teniendo además en cuenta que la capacidad de aprendizaje no se pierde, a través de programas de entrenamiento cognitivo podemos mejorar algunas de las funciones intelectuales como la memoria, la creatividad, la capacidad de análisis, la percepción, el razonamiento, el ingenio, la iniciativa, etc. 

Geriatría: Cambios sociales

Un bloque de cambios muy importante es el que se da a nivel del comportamiento. Para entenderlo es necesario primero comprender 3 características que suelen marcar esta etapa:

  • Los adultos mayores suelen vivir solos debido a que en esta etapa los hijos suelen haberse independizado. 
  • A partir de esta época es cuando uno de los dos cónyuges puede fallecer. La muerte, en este etapa empieza a hacerse más presente, no solo en el cónyuge sino que también pueden empezar a fallecer amigos y conocidos de su misma generación.
  • Es en esta etapa cuando dejan de trabajar (al menos profesionalmente).

Es básico comprender que estas tres características pueden llevar con frecuencia al decaimiento o la depresión. Si a esto le sumamos el deterioro cognitivo y físico que suele aparecer en esta etapa, nos encontramos con el hecho de que muchos mayores se vuelven sedentarios, con lo que tienden a aislarse en sus casas (mucho más en los hombres que en las mujeres, se cree que esto es debido a que la mayoría de los hombres durante su vida adulta han trabajado más fuera de casa).

Por  todo ello es básico que tengamos siempre presente la necesidad que tienen nuestros mayores de realizar algún tipo de actividad física e intelectual, para evitar que este cuadro pueda empeorar en una demencia senil.

También cabe hacer notar en este apartado, que a veces, sin darnos cuenta, los adultos tendemos a tratarlos un poco “como niños”, les damos menos responsabilidades, los sobreprotegemos... y esto hace que, sin quererlo, les estemos llevando a un aislamiento y a un estado depresivo por falta de autoestima y autonomía.

Después de haber visto los principales cambios que pueden aparecer en esta etapa, podemos conocer mejor a nuestros mayores y en consecuencia también podremos ayudarlos mejor. Pero como ya hemos dicho antes que cada persona es diferente, esto nos lleva a la conclusión que de cada persona podemos aprender algo nuevo.

¿Hay algún otro cambio que hayas observado en algún familiar o en alguna persona mayor que hayas cuidado y que pueda ayudarnos a conocer mejor a nuestros mayores? 

Curso relacionado: Curso de Geriatría y Gerontología

 

Comparte en:

Diplomada en Enfermería en la Escuela Universitaria de Enfermería de Girona y en Empresariales por la Universitat Oberta de Catalunya, con un máster en Logopedia por la Universidad de Barcelona. Ha realizado diversos cursos de especialización, tanto en el área de enfermería como de empresariales. Dispone de amplia experiencia como enfermera en diferentes servicios médicos. Actualmente, es gerente y co-propietaria de una empresa, tarea que compagina con la docencia.

Protocolos de psicología necesarios para el secretariado médico
12/03/2019
Montserrat Capdevila

Protocolos de psicología necesarios para el secretariado médico

Cualquier persona que trabaje en el sector de servicios está expuesta a algún tipo de agresión, pero es en el sector sanitario en dónde nos encontramos un riesgo mayor.

¿Qué es necesario para llevar la gestión de centros sanitarios correctamente?
13/02/2019
Montserrat Capdevila

¿Qué es necesario para llevar la gestión de centros sanitarios correctamente?

Es por la complejidad en la gestión de dichos centros que nos preguntamos qué aptitudes son necesarias para poder gestionar un centro sanitario correctamente.

Tipos de dependencia en ancianos
11/02/2019
Montserrat Capdevila

Tipos de dependencia en ancianos

La dependencia afecta con mayor frecuencia a los ancianos (debido no solo a la vejez y enfermedades de esta etapa de la vida), hoy hablaremos precisamente de ella.

Comentarios

No hay comentarios.

Añadir nuevo comentario