Mostrar más resultados

14 técnicas de coaching

14 técnicas de coaching

Escrito por Joan Bertran

La disciplina del coaching personal puede ser muy beneficiosa si se eligen las técnicas adecuadas. Aquí tratamos las 14 más populares y efectivas para que las conozcas y sepas elegir técnicas de coaching según la situación. ¡No debes perderte este artículo!

¿Quieres ser experto/a en esta apasionante disciplina tan beneficiosa para la sociedad? ¡Realiza una formación en Coaching Personal como la que impartimos en Deusto Salud!

Elegir técnicas de coaching: las 14 más empleadas

El coaching, una disciplina que promueve el desarrollo personal y profesional, ha experimentado un crecimiento significativo de adeptos y practicantes en los últimos años. Además, numerosas técnicas se han consolidado como herramientas efectivas para guiar a individuos hacia sus metas y potenciar sus habilidades. ¿Te gustaría conocerlas en detalle y saber cómo elegir técnicas de coaching?

A continuación, exploraremos las 14 técnicas de coaching más empleadas, destacando las características individuales de cada una.

Sistema de roles

La técnica de modelado de roles consiste en identificar y emular comportamientos exitosos o que nos gustaría aplicar en nosotros mismos de otros modelos a seguir. Esto ayuda a acelerar el aprendizaje y desarrollar habilidades de manera efectiva.

Preguntas poderosas

A la hora de elegir técnicas de coaching, una de las herramientas más habituales es la de formular preguntas estratégicas que estimulen la reflexión y ayuden al coachee a generar soluciones por sí mismo. Además, esto le permite fortalecer su autodirección, asumiendo el coach un rol de acompañamiento.

Algunos ejemplos de estas preguntas poderosas podrían ser:

  • ¿Cuál es tu objetivo principal en la vida?
  • ¿Qué quieres lograr con ello?
  • ¿Cuál sería tu entorno ideal?
  • ¿Qué cambios debes hacer?
  • ¿Cuál sería el resultado ideal?

Feedback constructivo

Existen varios tipos diferentes de feedback y, en el coaching, el feedback positivo es una de las técnicas más comunes y efectivas. Pero, ¿en qué consiste? El feedback positivo o constructivo se centra en proporcionar una retroalimentación efectiva, ofreciendo comentarios específicos que impulsen el progreso del coachee.

Metas SMART

Definir metas SMART (específicas, medibles, alcanzables, relevantes y en un tiempo determinado) proporciona una hoja de ruta clara para el coachee que hace el viaje más sencillo y asequible. El profesional del coaching utilizará esta técnica para colaborar en la creación de objetivos realistas y motivadores, esenciales para lograr el éxito a largo plazo.

Escucha activa

Cuando hablamos de elegir técnicas de coaching, no hablamos solo de las que pone en práctica el coachee, sino también el propio profesional. En el caso de la escucha activa, esta herramienta consiste en mucho más que oír: implica comprender emociones, intenciones y preocupaciones.

Esta habilidad fortalece la relación y facilita un proceso de coaching más efectivo.

FODA personal

Mediante la técnica del análisis FODA/DAFO, se obtiene una panorámica completa de las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas del coachee. Gracias a esta, el coach puede ayudar al individuo a comprender mejor su situación actual y diseñar estrategias efectivas para alcanzar sus metas personales.

Visualización creativa

¿Cómo sería alcanzar todas las metas propuestas? En esto consiste precisamente la técnica de visualización creativa: el coach guía al coachee a imaginar de manera realista el logro de sus metas, desbloqueando recursos internos y generando una mentalidad positiva.

Planificación estratégica

Para llegar a la meta resulta esencial trazar primero el camino. Un componente clave del coaching es desarrollar planes detallados y realistas, algo que permitirá establecer metas intermedias, identificar recursos necesarios y diseñar un plan de acción efectivo.

Refuerzo positivo

Celebrar cada logro, por pequeño que sea, es un elemento clave en el mantenimiento de la motivación. Es por eso que los coaches emplean esta técnica, para reconocer y destacar los éxitos del coachee y fomentar una mentalidad positiva.

Toma de decisiones informada

En el coaching, el profesional debe ayudar al coachee a aprender por sí mismo. Una de las técnicas que puede elegir para ello es proporcionar herramientas y procesos que ayuden al coachee a evaluar información de manera crítica, fomentando así la toma de decisiones.

Empoderamiento y autonomía

Fomentar la toma de decisiones y la responsabilidad personal es una de las claves al elegir técnicas de coaching. El coach utiliza esta para empoderar al coachee, alentándolo a asumir un papel activo en su desarrollo. Esto no solo fortalece la autonomía, sino que también potencia la confianza en las capacidades propias.

Gestión del tiempo

El coach puede ayudar al coachee en ámbitos de lo más variados. Por ejemplo, mediante la técnica de gestión del tiempo, enseña estrategias para establecer prioridades, eliminar distracciones y mejorar la eficiencia, permitiéndole alcanzar sus objetivos con eficiencia.

Resolución de conflictos

Las técnicas de coaching van mucho más allá del desarrollo individual; también tratan de mejorar las relaciones interpersonales. El coach guía al coachee en la identificación y resolución constructiva de conflictos, promoviendo un entorno colaborativo.

Habilidades de comunicación

Las habilidades de comunicación impactan de forma directa en la efectividad personal y profesional. El coach debe aplicar diversas técnicas para mejorar tanto las habilidades verbales como no verbales del coachee, facilitando una comunicación clara, empática y persuasiva.

¿Cómo elegir técnicas de coaching?

Como es lógico, la elección de la técnica le corresponde al coach. Cada técnica tiene unas determinadas características y, dependiendo de ellas, nos decantaremos por una u otra. A la hora de elegir técnicas de coaching es recomendable tener en cuenta una serie de factores o criterios, como, por ejemplo:

  • Que promuevan el intercambio de ideas y opiniones.
  • Que entrenen sobre la toma de decisiones.
  • Que favorezcan el aprendizaje de nuevas habilidades.
  • Que mejoren el clima.
  • Que faciliten la compresión de las situaciones.
  • Que ayuden a generar comportamientos positivos.
  • Que incrementen la creatividad.

Así mismo, en el caso de trabajar con grupos, podemos tener en cuenta otro conjunto de elementos que nos ayudarán en la elección de la técnica o dinámica:

  • Según la madurez y el entendimiento del grupo: Las técnicas pueden diferenciarse según su complejidad y naturaleza. Puede que el grupo las acepte fácilmente y otras pueden provocar resistencia por ser novedosa o por discernir de los hábitos ya adquiridos. En grupos con poca maduración, por su reciente creación o que no han tenido experiencias de actividades de grupo, escogeremos las técnicas más simples. Si los grupos son más maduros, se seleccionarán técnicas que requieran una mayor implicación personal.
  • Según el tamaño del grupo: El comportamiento del grupo también va a depender de su tamaño. En grupos pequeños generalmente habrá más cohesión y será más fácil llegar al consenso, mientras que en grupos grandes es probable que haya menos interacción y más intimidación.
  • Según el marco físico y temporal: Se tendrá en cuenta la situación del local y el tiempo disponible. Los factores físicos y temporales han de tenerse en cuenta, porque la eficacia de los grupos en un local de dimensiones reducidas o con falta de tiempo puede verse resentida.
  • Según las características de los miembros: Existen diferentes grupos dependiendo de las características de los miembros: edad, intereses, expectativas, predisposición.

Considerando los factores que hemos repasado, no podemos olvidar que el uso correcto de las técnicas requiere estudiar o analizar las propias capacidades y la experiencia del propio coach.

¡Especialízate en Coaching Personal!

Ahora que ya sabes por dónde empezar a elegir técnicas de coaching, ¿a qué esperas para ponerlas en práctica? Si todavía no te ves preparado/a y prefieres seguir ampliando tus conocimientos en esta beneficiosa área, ¡no esperes más! En Deusto Salud tenemos la formación especializada que necesitas para lograrlo.

El Curso de Coaching Personal te guiará durante 300 horas lectivas por las profundidades del coaching, sus principales técnicas y herramientas. A través de videoclases temáticas con un profesorado experto, ejercicios de role play, audioclases, videoconferencias y otros recursos, podrás explorar los apasionantes materiales que componen el programa formativo.

Además, podrás disfrutar de hasta 10 sesiones de coaching personal con tu profesor/a y aprender de los que más saben en el sector, como la conferenciante TED Pilar Jericó, en nuestro programa Be a Pro. ¡Solicita más información!

Bibliografía