Cómo tratar en rehabilitación las enfermedades cardiorrespiratorias
05/02/2018

Cómo tratar en rehabilitación las enfermedades cardiorrespiratorias

Rehabilitación y Quiromasaje

En la entrada de este mes vamos a conocer las características de las enfermedades cardiovasculares y como tratarlas mediante rehabilitación. Dentro de este tipo de patologías diferenciaremos entre enfermedades cardiacas (corazón) y pulmonares (pulmones).

Este tipo de rehabilitación, aunque no es la más habitual, no deja de ser menos importante y poco a poco empieza a haber más centros y más fisioterapeutas especializados en este ámbito.

Enfermedades cardiacas

Son patología que afectan al corazón. Este, al ser un músculo, puede mejorar su rendimiento, por lo que la rehabilitación facilitará su mejora. A continuación veremos algunas de las enfermedades más comunes a nivel cardiaco:

  • Insuficiencia cardiaca: Esta enfermedad aparece cuando el corazón no es capaz de bombear suficiente sangre a todo el cuerpo, creando un déficit de oxígeno en el organismo. Uno de los síntomas es la fatiga y cansancio porque no llega el oxígeno suficiente a las células.
  • Estenosis mitral: La válvula mitral está entre aurícula izquierda y ventrículo izquierdo, está estrecha o cerrada por lo que la sangre no pasa de la aurícula al ventrículo. Si se acumula mucha sangre se puede coagular, provocando un accidente cerebro vascular.
  • Angina de pecho: El problema está en las arterias coronarias, que se están obstruyendo parcialmente. La clínica es dolor en el pecho cuando hace alguna actividad. Se suele utilizar el electrocardiograma para diagnosticar la enfermedad.
  • Infarto agudo de miocardio (IAM): Las arterias coronarias están obstruidas totalmente y hay muerte celular. Se produce una falta de oxígeno que llega a las células del miocardio.

Algunas de estas enfermedades pueden necesitar cirugía para solucionar la fase aguda de la misma. Otras veces con medicación se puede reducir los efectos de la patología. Una vez estabilizada, se empezará en programa de rehabilitación.

Enfermedades pulmonares

Afectan a los pulmones, que son órganos encargados de recibir el oxígeno del exterior y traspasarlo al torrente circulatorio. El objetivo de la rehabilitación consistirá en conseguir mayor eficiencia en su trabajo.  A continuación vamos a ver algunas de las enfermedades pulmonares más comunes:

  • Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC): Hay dificultad del aire para salir.  La bronquitis y el enfisema son las enfermedades obstructivas más comunes. El tabaco es una de las causas.
  • Fibrosis quística: Está provocada por la acumulación de mucosidad en los pulmones. Suele afectar a niños y a adultos jóvenes. Es  hereditaria, debido a la mutación de un gen defectuoso.
  • Insuficiencia respiratoria: Es la incapacidad del aparato respiratorio para aportar una cantidad de oxígeno en la sangre arterial determinada. Puede provocar una acumulación de dióxido de carbono (CO2), facilitación la aparición de alteraciones neurológicas.

Técnicas de fisioterapia respiratoria

Para las patologías respiratorias existen algunas técnicas que mejorar la ventilación. Diferenciaremos entre técnicas de alto y bajo flujo.

Bajo flujo espiratorio

Sirven para vías aéreas de pequeño y medio diámetro. Deberán ser de bajo flujo, ya que si no, aumentaríamos demasiado la resistencia de las vías aéreas y sería más dificultoso por el paciente.

  • Espiración lenta total con la glotis abierta (ELTGOL): Le pediremos al paciente que haga una inspiración grande, y que seguidamente, haga una espiración lenta con la glotis abierta.
  • Espiración lenta prolongada (ELPR): Es el mismo que el ELTGOL, pero en pacientes no colaboradores o en niños menores de 2 años, ya que la deflación del pulmón no se produce, ya que tiene muy poca masa.

Alto flujo espiratorio

Consiste en hacer espiraciones forzadas.

  • Técnica de espiración forzada (TEF): Es una técnica de espiración forzada,  a fin de disminuir el diámetro de las vías aéreas y aumentar la velocidad del flujo para que el aire tenga más interacción con las secreciones y facilite su expulsión.
  • Aceleración del flujo espiratorio (AFE): Consiste en hacer una espiración lenta al principio, y al final, una espiración forzada.
  • TOS: Puede ser un acto reflejo o voluntario. Para que sea voluntario, pediremos al paciente que haga una inspiración a alto volumen, una apnea de más de 3 segundos, y un golpe de tos, es decir, una apertura repentina de la glotis, que creará una variación brusca de la presión intratorácica.

Reentrenamiento al esfuerzo

En este punto de la rehabilitación, una vez el médico autoriza el inicio del entrenamiento, nos centraremos en dos tipos de entreno: el aeróbico y el de resistencia muscular. A nivel de patologías, con los pacientes cardiacos será necesario tener una monitorización y un control de las constantes más exhaustivo que con los pacientes con enfermedad pulmonar.

Entrenamiento de resistencia

Es un entrenamiento a carga constante. El ejercicio mantiene la intensidad a lo largo de la sesión, sin paradas, ni variaciones de cargas.

El entrenamiento durará entre 30 y 45 minutos, con 5 minutos para el calentamiento y 5 minutos más para la vuelta a la calma. En enfermos respiratorios crónicos la carga se controlará con los vatios generados y en enfermos cardíacos se medirá la FC.

Entrenamiento interválico

Es un entrenamiento de entre 30 y 60 minutos, con 2 a 4 minutos de trabajo máximo y de 1 a 5 minutos de tiempo de recuperación, que bajará la intensidad del trabajo pero no parará por completo. Cuanto más acortamos el tiempo de recuperación, más fatiga. El enfermo cardíaco puede ser un enfermo de riesgo si lo hacemos trabajar a una frecuencia cardiaca muy elevada.

Entrenamiento muscular específico

Se utiliza en grupos musculares débiles y en pequeñas masas musculares, ya que así requerimos de poca demanda de oxígeno y, por tanto, la fatiga será menor.

Hay dos maneras de trabajar el entrenamiento muscular:

  • Fuerza resistencia: la utilizaremos para realizar actividades de la vida diaria. Se hará entre 10 y 15 repeticiones y 8-10 ejercicios diferentes. Precisará de un tiempo de reposo y un ritmo constante.
  • Fuerza máxima: una vez el paciente tenga una base de entreno con la fuerza resistencia. Podremos entrenar la fuerza máxima, siempre que no haya ninguna contraindicación. EL rango de trabajo estará entre 5-10 repeticiones y de 8-10 ejercicios.

Para finalizar esta entrada, recordaros que siempre hay que seguir las indicaciones de los profesionales sanitarios, el médico y el fisioterapeuta que serán los encargados de dirigir la rehabilitación para este tipo de enfermedades.

Comparte en:

Diplomado en fisioterapia y licenciado en ciencias de la actividad física y el deporte. Está especializado en el campo de la salud, la recuperación funcional y el mantenimiento y mejora de la condición física.

Quiromasaje
24/11/2020
Belén Rallo

Cómo ser quiromasajista

Si has llegado hasta aquí es porque te interesa el quiromasaje y quizá te estés planteando ser quiromasajista. Te invitamos descubrir cómo ser quiromasajista.

Osteopatía
18/11/2020

Qué es el diagnóstico osteopático

La osteopatía es un sistema de diagnóstico y tratamiento que enfatiza la integridad estructural y funcional. Hoy veremos el significado de diagnóstico en osteopatía.

quiromasajista
26/10/2020
Belén Rallo

Qué hace un quiromasajista

Quiromasaje. Palabra escuchada, conocida y utilizada por muchos de vosotros. ¿Pero alguien habla del quiromasajista? Sigue leyendo y descubrirás todas sus funciones.

Comentarios

No hay comentarios.

Añadir nuevo comentario